Calculo del acueducto para la bebida del ganado. – Zootecnia y Veterinaria es mi Pasión
Zootecnia y Veterinaria es mi Pasión

Calculo del acueducto para la bebida del ganado.

Por Jairo Faría Romero, médico Veterinario, LUZ, Venezuela.

Adaptado de Fuentes: Michael de la Rúa Franco, revista PROSEGAN, Colombia.

Para el cálculo de la cantidad de agua en el acueducto de su finca, se debe hacer tomando en cuenta la saturación o consumo total que pudiera alcanzarse en un momento determinado, con el mayor número de animales o carga máxima que soporte la finca y su necesidad máxima; el caudal en los bebederos, será calculado para la demanda máxima en litros, dividida entre 16 horas, en atención al ritmo circadiano de los bovinos.

 

 

Por ejemplo, en un módulo o finca, con capacidad de carga para 200 UA, el consumo es igual a 200 x 89 l = 17.800 litros / 57.600 segundos (16 horas) = 0,30 l/s. La red es calculada usando el doble del caudal porque más de un bebedero en el mismo ramal, puede estar siendo utilizado al mismo tiempo; de modo que el caudal debería ser de 0,60 l/s. para mantener llenos todos los bebederos.

Se debe usar para el cálculo 80 litros/día/UA, como requerimiento y para vacas en lactación, calcular 5 litros adicionales, de agua, por cada litro de leche producida. Debe calcularse con carga, lotes, máximos y temperatura máxima.

El reservorio o tanque de almacenamiento de agua, debe tener capacidad de suministro para 3 días, como mínimo, tiempo necesario para, solucionar cualquier problema que se presente en la provisión de agua. Se recomienda tener una bomba de repuesto en la finca, para cubrir emergencias.

Cuando no se tiene un tanque elevado para hacer llegar el agua a todos los bebederos por gravedad, se debe instalar un hidroneumático equipado con tanque para 80 litros y electro bomba de 1,5 hp, el cual mantendrá la presión necesaria.

Para lugares donde no llega la electricidad, tanto la bomba del pozo como la del sistema hidroneumático, pueden funcionar con un energizador solar. Se vierte el agua a un tanque australiano, o a un tanque de hormigón, por ejemplo, desde donde se llevará agua a los bebederos por gravedad o con hidroneumático, también alimentado con energía solar. Es más práctico y económico el uso de silo tanques verticales de concreto armado, construidos con formaletas metálicas.




 

En caso de usar un tanque elevado, como el silo tanque, se debe verificar que el agua llegue efectivamente hasta el bebedero más lejano y comprobar que no hay fugas en el sistema antes de enterrar la manguera. Por ejemplo, si la demanda es de 0,5 l/sg y se tiene un desnivel de 1.5 m, con una tubería de 1.” se necesita que el tanque esté a 18.20 m de altura, pero si le coloca una tubería de 1,5” el tanque necesitaría estar solo a 2,4 m, y con tubería de 2” el tanque necesita tan solo 0,70 m de elevación. Estos cálculos han sido hechos para utilizar tubería pvc. Cuando se utiliza manguera, el diámetro debe ser el doble, debido al efecto fricción del material, más aún, si se trata de tubo galvanizado. Es importante calcular la cantidad de metros o kilómetros para calcular el diámetro, así como la cantidad de lotes de animales, porque si se maneja más de un módulo, la presión necesaria en la tubería aumentaría y también, la cantidad de l/sg.

La tubería principal del acueducto, debe enterrarse a unos 60 cm de profundidad, en uno de los lados del sistema vial o calles que comunican los potreros, para evitar roturas por pisoteo, daños por el paso de vehículos en época de lluvias y calentamiento del agua. La zanja se abre con una zanjadora de las que se usan para enterrar tubería de riego.

Desde la tubería principal de 2 pulgadas, se derivará una de menor diámetro de 1,5”, por ejemplo, hacia los bebederos, y se colocará un hidrante para cada 4 potreros, desde donde se derivará a su vez, una manguera para cada bebedero, para hacer más económica su construcción.

La limpieza de bebederos debe ser continua. Los bebederos pueden, opcionalmente, ser pintados en su interior con pintura epóxica blanca, tipo piscina, que refracta los rayos solares, evita el calentamiento, crecimiento de algas, acidosis y facilita su limpieza.

El asentamiento de la tubería debe realizarse de manera cuidadosa, de modo que reposen sobre una superficie plana, para evitar la formación de burbujas de aire, que reducen y hasta interrumpen el caudal. En situaciones especiales, se pueden instalar respiradores en las partes más altas de la red para “purgar” el aire.

La distribución de potreros en forma de reloj no resuelve el abastecimiento de agua, más bien, lo empeora; innegable que es mejor hacer una distribución en forma de reloj y compartir agua para varios potreros desde un mismo punto fijo convergente, que tener el agua en jagüey o lagunas y otro tipo de abastecimientos en los que el ganado tiene que salir a buscar el agua. Pero no es la solución radical para que todo el ganado tome el agua necesaria diariamente. En el punto de convergencia donde se ofrece el agua, además del mayor desgaste del suelo se formarán lodazales a los que cada vez el ganado querrá visitar menos. Si alrededor del bebedero se estacionan unos pocos animales de mayor jerarquía (lo que será normal), impedirán que otros beban.

Por otra parte, los puntos de agua comunitarios que se quedan fijos, normalmente estancan el agua, y esto favorece su descomposición, y contaminación.



 

Descarga este articulo en PDF

Zootecnista con Maestría en administración, Docente Universitario.

0 Comments

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: