A grandes rasgos la vacunación consiste en la producción de anticuerpos frente a la hormona liberadora de gonadotropinas que el cerdo nos va a producir en su etapa de madurez sexual.

Se ha visto que la mejora en la conversión alimenticia entre animales castrados contra los inmunocastrados pasaría de 2.76 a 2.54 respectivamente entre los 75 a los 145 días de edad (como siempre comentamos, estos son valores promedio y pueden variar de animal en animal), después de la aplicación de la segunda dosis es decir de los 145 a los 175 días de edad se han visto ganancias adicionales de hasta 200 gramos por día y con una mejora en la conversión alimenticia pasando de 3.40 kg a 3.04 kg (en promedio )entre los castrados y los inmunocastrados.

Pero ademas e los efectos en la en producción también esta las mejoras de las calidad de la carne, pues El olor sexual es un defecto sensorial de calidad de la carne caracterizado por unos olores y gustos anómalos. Hasta hace relativamente poco tiempo este problema en la mayoría de los países se evitaba castrando quirúrgicamente los machos. Nuevas tendencias y reglamentaciones comunitarias están provocando cambios muy importantes en la producción porcina (EFSA, 2004). Uno de estos puntos que es motivo de debate cotidiano es el tema de bienestar animal y dentro de este punto el tema de la posible prohibición de la castración de los cerdos está ampliamente debatido. Por ello se está trabajando en alternativas para reducir o evitar el olor a verraco, una de las alternativas existentes y aprobadas en Europa desde mayo del 2009 es la inmunocastración.

IMPROVAC es una vacuna que permite la castración de los cerdos machos a través de la creación de anticuerpos contra la GnRH. No obstante, además de conseguir los efectos deseados y acorde con la castración quirúrgica, sus ventajas no son únicamente el ahorrarse el tiempo de castrar lechones y las pérdidas por este manejo, lo sorprendente fueron la mejora en resultados productivos que nos presentaron.

También puedes leer Castración de lechones

A continuación el vídeo como funciona.



Cuando se den poner las vacunas?

A continuación un resumen de los efectos contrastados experimentalmente:

  • Reducción testicular.
  • Disminuye la producción de testosterona.
  • Disminuye el olor a verraco: reducción de los niveles de androstenona por la disminución de la testosterona y ésta disminución, a su vez, aumenta el metabolismo hepático y eliminación del escatol. Recordemos que la androstenona y el escatol son los responsables de los olores en las carnes de machos enteros.
  • Disminuyen los comportamientos de montas y agresividad
  • El olor sexual de los animales tratados se reduce a niveles imperceptibles (tal y como sucede en los castrados quirúrgicamente.
  • Efectos en la calidad de carne: os pongo la diapositiva de Pfizer Animal Health porque es realmente ilustrativa. Podemos ver claramente que la deposición de grasa es superior a la del macho entero pero muy inferior a la del castrado quirúrgico lo que hace extremadamente interesante la vacunación versus a la castración física.