c505218304b50c59c3659f6dda43bae7-header-0–>

Moraceae, familia del higo. Se usa como sombra para café y cacao, como fuente de forraje para la época seca, como árboles dispersos en los potreros para sombra y forraje (los frutos caídos), en bancos forrajeros en sistemas de corte y acarreo, y como cerca viva alrededor de potreros.

Características ojiche

Es un árbol con hojas todo el año, de 20 a 30 m (hasta 45 m) de altura. Su copa muestra hojas abundantes, irregular, densa o abierta. El tronco tiene forma de cilindro con raíces muy fuertes. Los frutos miden de 2 a 3 cm y son carnosos, de color amarillo-anaranjado dependiendo de su madurez. Su sabor es dulce y también su olor. Es de lento crecimiento.

Es tolerante a la sombra (en todas sus etapas de crecimiento). Las plántulas requieren la sombra de la planta madre para sobrevivir. Posee un sistema de raíces profundo y es resistente a los vientos.

Reproducción ojiche

Brosimum alicastrum

Las semillas se producen entre marzo y mayo en algunas zonas y en otras durante octubre. Germinan durante las lluvias. Se recogen del suelo cuando tienen una coloración amarillo–naranja. Para extraer las semillas se remojan los frutos en agua para macerar la pulpa. En almácigo, las semillas se siembran a una distancia de 10×10 cm y se trasplantan en bolsas negras de 10 cm de ancho x 20 cm de largo. Deben sembrarse recién colectadas pues a las tres semanas empiezan a germinar menos. La semilla es recalcitrante y sensible a cambios en temperatura y humedad, perdiendo viabilidad rápidamente cuando se almacenan a temperatura ambiente (2 a 3 semanas). Se sugiere usar las semillas de mayor tamaño, pues producen plantas con raíces más profundas. La semilla puede pretratarse antes de la siembra remojándola en agua a temperatura ambiente durante 24 horas. La tasa de germinación para semillas frescas es del 85 a 95%. El trasplante a campo se hace cuando la planta alcanza 40 a 50 cm de altura, a distancias no menores de 3×3 m. Se riegan cada tres días.

La reproducción puede ser por estacas de 1 a 3 m de alto y de 5 a 15 cm de diámetro y se siembran a una distancia de 1 a 3 m.

Hábitat y capacidad de asociarse con otras plantas

El ojite forma rodales (grupos) compactos de árboles, pero en zonas húmedas también se encuentra asociado con Cordia megalantha (laurel negro), Symphonia globulifera (varillo), Calocarpum sp. (zapotillo) y Vochysia guatemalensis (San Juan de Pozo).

Producción de forraje, valor nutricional, consumo y toxicidad

El forraje de ramón presenta características nutritivas superiores a las de la leguminosa huaxín (Leucaena leucocephala) y es bien aceptado por las diferentes razas de ganado (Yerena el al., 1978)

Es muy buen alimento para vacas, caballos cerdos y cabras. Los caballos y los asnos prefieren las hojas secas y el ganado vacuno las come en cualquier estado. También se comen los frutos caídos. Presenta16 % de proteína digestible en sus hojas y 18 % en sus frutos (materia seca) y 12.5 % en sus semillas (que también contienen carbohidratos y vitaminas A, B2 y niacina). Las hojas y frutos son muy sabrosos y valiosos en la época seca, cuando puede ser el único forraje fresco disponible.

Cada kilogramo contiene de 900 a 1,200 de semillas, con un contenido en humedad inicial de 45 a 50%. En preparados alimenticios para animales, las semillas pueden ser un sustituto parcial (hasta un 30%) de granos comerciales. En Campeche la producción de leche de vacas alimentadas con forraje aumentó entre 15 y 20%.

Responde bien a las podas. En bancos forrajeros en sistemas de corte y acarreo, se siembran a 1×1 a 2×2 m y requieren cortes anuales. Los árboles toleran la eliminación de hasta el 50% de sus hojas en un año, y rebrotan bien si el corte no es demasiado severo. Las plantas se comienzan a podar al alcanzar los tres metros de altura. Se deben deshierbar cada dos años o antes.

En árboles manejados para forraje, las plantaciones de cuatro años de edad producen de 10 a 15 toneladas por hectárea, mientras que un árbol maduro (mayor a los ocho años) puede producir hasta 400 kg de forraje. La producción de frutos varía de 50 a 75 kg al año, aunque no todos los árboles producen, ya que algunos son machos.

No existe evidencia de toxicidad asociada a las ramas, frutos, hojas y/o raíces de este árbol.

Consumo de ojiche

Su consumo voluntario por rumiantes varía entre 4.0 y 6.0 kg MS/100 kg peso vivo. Este índice de consumo es de suma importancia ya que Ingallas y sus colaboradores (citados en Crowder y Chheda, 1982) sugieren que el 70% de la variación en la productividad animal, puede ser explicada en términos de diferencias en el consumo voluntario de los forrajes.

La digestibilidad de la materia seca (MS) del forraje varía entre 55% y 67%  (Medina, 1949; Yerena el al., 1978). Esta variación puede ser debido a diferencias entre ecotipos, estado de desarrollo y/o condiciones ambientales, aunque en promedio son similares a los valores de digestibilidad de varias leguminosas tropicales (Crowder y Chheda, 1982). Cuando el forraje de ramón ha sido suplementado a novillos alimentados a base de dietas de pulpa ensilada de henequén , el consumo de la MS total y la digestibilidad de esta se han incrementado (Ferreiro el al., 1979; Priego el al., 1979; Rodríguez el al., 1985).

El buen consumo y la digestibilidad de ramón se reflejan en las ganancias de peso de los animales suplementados con su forraje. Los novillos alimentados con pulpa ensilada de henequén mejoraron su ganancia diaria de peso, pasando de 99 a 282 g, al ser suplementados con 3.6 kg MS de forraje de ramón por día (Ferreiro el al., 1979). Ovinos con seis horas de pastoreo en la época seca y suplementados con forraje de E. alicaslrum, presentaron ganancias por animal de 70 9 diarios, siendo estas similares a las de animales suplementados con 200 9 diarios de una mezcla de gallinaza y pulidura de arroz con 16% de PC (Pérez y Zapata, 1993).

Por su parte, Rodríguez e! al. (1985), reporta una mejor ganancia diaria de peso por animal (81 v s 69 g), cuando ovinos alimentados con pulpa ensilada de henequén fueron suplementados con forraje de B. alicas!rum en vez de pasto estrella africana (Cynodon plec!os!achyus).

Las propiedades galactóforas de este árbol se confirmaron cuando se alimentaron vacas lecheras por 20 días con su forraje. Los animales produjeron mayor cantidad de leche en este período’que la producida en uno similar anterior, cuando fueron alimentadas con diversos forrajes.

Valor ecológico ojiche

Es una especie asociada a ecosistemas naturales y agrícolas. Es tolerante a la sombra en sus primeras etapas de crecimiento y los árboles maduros forman parte de la capa vegetal más alta de la selva cuando ya requiere plena luz. Debajo de los árboles “machos” pueden verse muchas plántulas de distintas especies, por lo que se considera que ayuda a la regeneración de otras especies. Bajo la cobertura de los árboles “hembra” se observan muchas plántulas de la misma especie y pocas de otras. Sus frutos son alimento de muchos animales de la selva, sobre todo aves. Es un elemento importante en la conectividad del paisaje.

Sus raíces profundas son capaces de acumular y reciclar minerales de las capas profundas del suelo.

No es muy abundante en comparación con otras plantas nativas, pero es muy importante por sus usos: la madera se utiliza para la construcción, para material de artesanías y para la fabricación de herramientas; la pulpa del fruto se puede comer; las semillas tostadas y molidas se usan de forma similar al café o harina para confeccionar panes; el jugo lechoso que sale es medicinal; el té de las hojas es bueno contra el asma, la diabetes, el “mal de orín” (inflamación de vías urinarias), la tuberculosis y la bronquitis. Con las semillas se hace una harina para pan o tortilla.