Pavos

Alimentación Del Pavo

Alimentación del pavo

Alimentación del pavo

Alimentación De Pavo

La anatomía y fisiología de los distintos órganos y tejidos difiere entre pavos y pollos y algunas de estas diferencias deben ser tenidas en cuenta a la hora de formular raciones. Por ejemplo, las estirpes actuales de pavos se caracterizan por su amplia pechuga y alto porcentaje de masas musculares, por lo que precisan que la relación proteína: energía sea mayor que en pollos durante las primeras semanas de vida.

Por otra parte, la carne de pavos contiene más proteína y por tanto más aminoácidos que la carne de pollo y su contenido en grasa y en colesterol es inferior. Además, la relación peso corporal: aplomos está descompensada por lo que debe prestarse atención al mantenimiento de niveles adecuados de macrominerales y oligoelementos relacionados con el crecimiento y el desarrollo armónico del tejido óseo.

 A este particular, existen datos que indican que los jugos gástricos del pavito joven tienen una deficiente capacidad de acidificación del contenido digestivo y por tanto la solubilización de las fuentes minerales de fósforo, y probablemente de calcio son inferiores a lo esperado. De aquí, que la disponibilidad del P en los distintos fosfatos comerciales sean muy variables y a menudo inferior a la obtenida en pollitos de edades similares. Por tanto las dietas de pavos precisan tener en cuenta estas diferencias a fin de maximizar la producción de carne.

Otro punto a tener en cuenta es la mayor dificultad del pavito con respecto al pollito en adaptarse al medio ambiente en los primeros estadíos de vida, así como su mayor tendencia al canibalismo. De aquí que sea necesario un manejo y un programa de alimentación más esmerado en pavos que en pollos con énfasis en la calidad y tamaño de la miga y en el contenido en vitaminas y minerales.

La presentación del pienso y la calidad del gránulo son de gran importancia en piensos de pavos, especialmente en primeras edades (Nixey, 1988; Plavnik et al., 1997). Nixey (1982) estima que un gránulo de buena calidad puede mejorar el peso de los pavos al sacrificio hasta en un 5 a un 10% en relación con el mismo pienso en harina.

Generalidades de la alimentación del pavo

Actualmente los pavos son alimentados con “alimentos balanceados” elaborados con mezclas de materias primas y formulados de modo que puedan cubrir los requerimientos nutricionales.

Se suministra normalmente “ad libitum” para que el animal pueda saciar su apetito.

En las aves, como en la mayoría de los animales, la sensación de hambre se da como consecuencia de sus necesidades energéticas. Un pavo ingerirá más alimento cuanto menor es el contenido energético. No ocurre lo mismo con proteínas, vitaminas y minerales, de modo que cuando los alimentos no contienen los niveles suficientes, el pavo sufrirá carencias.

Esto acarrea perdidas productivas que pueden desencadenar en muertes. Por tanto es importante que el alimento este bien equilibrado, de modo que los principios nutritivos guarden relación con el valor energético de aquel.

Las raciones para pavos se elaboran con los mismos ingredientes utilizados en los alimentos para pollos. La diferencia radica en que los requerimientos de los pavos en proteínas, vitaminas y demás nutrientes son sensiblemente superiores a los de los pollos.

En la actualidad es posible conseguir raciones comerciales específicas para pavos prácticamente en todo el país.

Esta situación es de suma importancia, dado que años atrás, la única alternativa para engordar pavos era utilizar alimentos para pollos o gallinas lo que implicaba varios riesgos:

Ningún alimento para pollos satisface las exigencias en proteínas y vitaminas de los pavos en la etapa inicial. Se ha demostrado que el peso de pavos engordados con un plan de  alimentación correcto fue un 26 % superior comparado con el peso de pavos engordados con alimentos para pollos y gallinas. A su vez, la mortalidad en este último caso fue un 5% superior, debido a una severa avitaminosis en la etapa inicial Además, las aves mal nutridas son más susceptibles a contraer cualquier enfermedad, que aquellas correctamente alimentadas.

Son numerosos los casos de pérdidas prácticamente totales debidas a intoxicaciones consecuencia de utilizar alimentos para pollos que contenían coccidiostatos no aptos para pavos.

La Coccidiosis es una enfermedad parasitaria que se previene incorporando productos específicos al alimento; algunos de ellos son tóxicos para los pavos (Ej Salinomicina, nombre comercial Coxistac) Si por alguna razón es necesario emplear temporariamente alimento de pollos para engordar pavos, es necesario consultar al fabricante sobre el coccidiostato utilizado Otra posibilidad es emplear dietas que  no llevan coccidiostato como sería la línea de alimentos para ponedoras o gallinas reproductoras.

Otra alternativa es la elaboración del alimento balanceado, en la granja ya que en la actualidad es relativamente sencillo obtener los distintos insumos necesarios para tal fin.

El principal inconveniente de esta propuesta es que generalmente no es posible peletear el alimento producido (los equipos son costosos y diseñados para producciones masivas). Cuando se suministra el alimento en harina, se incrementa sensiblemente el desperdicio y consecuentemente se resiente la conversión (kg de alimento por kg de carne producido).

Si deseamos formular raciones debemos tener en cuenta las siguientes variables:

  • Necesidades de los animales en las distintas edades.
  • Valor nutritivo de las materias primas.
  • Limites (máximo y mínimo) para el empleo de las materias primas.
  • Costo y disponibilidad de las materias primas.

A medida que el pavo crece disminuyen las necesidades de proteínas y aminoácidos y aumentan las energéticas.

Las dietas de elevado nivel energético suponen un mayor consumo de alimentos, pero tienen un costo superior. La grasa de depósito será mayor o menor según estos valores, especialmente en etapa de terminación.

Tal vez le pueda interesar: Infraestructura en pavos de engorde

Requerimientos nutricionales por etapas

 Las recomendaciones en proteína, energía y demás nutrientes se pueden ver en los siguientes cuadros. Se pueden ver diversos aminoácidos limitantes de los pavos en las distintas edades, según diversas fuentes. En estos mismos cuadros se ofrecen las recomendaciones de los autores para dietas prácticas para pavos cuando se busca maximizar el rendimiento en partes nobles. Estas recomendaciones en aminoácidos pueden reducirse en aproximadamente un 5% cuando el criterio de formulación es la ganancia de peso, exclusivamente. En caso de interesar optimizar los índices de conversión, los niveles a utilizar deben estar comprendidos entre estos dos niveles.

 1. Energía Metabolizable Verdadera

Cuadro.- Recomendaciones nutricionales para pavos 0 a 4 semanas. (Centros de investigación, compañías de genética y propias de los autores)

Fuente: FEDNA

Cuadro- Recomendaciones nutricionales para pavos de 4 a 8 semanas. (Centros de investigación, compañías de genética y propias de los autores)

Cuadro.- Recomendaciones nutricionales para pavos de 8 a 12 semanas. (Centros de investigación, compañías de genética y propias de los autores)

Cuadro.- Recomendaciones nutricionales para pavos de 12 a 16 semanas. (Centros de investigación, compañías de genética y propias de los autores)

Fórmula de raciones para cría y engorde


En los siguientes cuadros se ofrecen los niveles de utilización de cereales y subproductos recomendados por Hybrid en dietas para pavos según edad (Hybrid, 2000). Así mismo se observa los datos similares para fuentes proteicas y grasas. Estas recomendaciones son muy generalistas y deben tomarse con precaución. Por ejemplo, los niveles de soja integral a recomendar dependen de la bondad del proceso y del contenido residual en factores antitrípsicos. En habas bien procesadas, niveles lógicos de utilización en inicio están en torno al 20%.

 Cuadro.- Recomendaciones de uso máximo de cereales y subproductos de cereales en dietas para pavos de engorde (Hybrid, 2000)

Cuadro.- Recomendaciones de uso de diversas fuentes proteicas y grasas (Hybrid, 2000)

Tabla de consumo, peso y conversión por sexo

El pastoreo como alternativa de suplementación.

Se propone la realización de una pastura como una alternativa de alimentación para los pavos. Esta, si bien representa una disminución de los costos de producción, resulta ser muy conveniente para mejorar la calidad bromatológica del producto.

Los beneficios que aporta esta alternativa han sido descriptos en el apartado de sistema semiintensivo, que es donde tiene lugar dicha aplicación.

A continuación se muestra el aporte nutricional de una pastura de alfalfa


Agua de bebida para pavos

Es de gran importancia a pesar de que, frecuentemente no se tiene la debida consideración respecto a ella. Es el principal constituyente de los seres vivos. El 75% del cuerpo de los pavitos es agua, porcentaje que puede disminuir en los adultos.

El agua tiene un papel fundamental en la digestión, en la asimilación y en la excreción. Sirve como lubricante de las articulaciones, de los músculos y de varios tejidos del cuerpo. Siendo un óptimo disolvente del medio dispersante por su propiedad ionizante, facilita las reacciones celulares interviniendo además en el control de la temperatura corporal. Dada la diversidad de funciones que afecta y la prioridad de su necesidad, su falta o deficiencia no puede tolerarse sin graves consecuencias.

La cantidad del agua ingerida dependerá del tipo de alimentación, el peso del animal, la temperatura ambiente, la composición química y la temperatura del agua, entre otras cosas.

Los pavos se nutren generalmente con alimentos secos (12% de agua), por tanto necesitan agua en mayores cantidades. Cada vez que beben, lo hacen en pequeñas cantidades pero con mucha frecuencia, por lo que debe proveérseles en forma permanente. Al beber, sumergen el pico profundamente en el agua, después levantan la cabeza y de este modo, pasa esta del pico al estómago por gravedad. Por esto es necesario disponer de bebederos con suficiente profundidad, especialmente en machos.

Los pavitos consumen 3,1 veces de agua por una de alimento durante la primera semana de vida. A la semana 15 y a una temperatura de 21ºC la relación pasa a ser 2,3/1. En general, el pavo bebe proporcionalmente al peso y al consumo de alimento, más que el pollo.

El agua debe ser limpia, incolora e inodora. Si contiene cantidades elevadas de nitrógeno nítrico producirán mortandad o disminución del crecimiento. Es recomendable su recambio diario, así como la limpieza y desinfección de bebederos.

Suscribete gratis aqui

Mas artículos de pavos 

  1. Jaime Rangel

    Excelente información gracias

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Tema creado por Anders Norén