El Ciclo estral de la yegua

La yegua es poliestrica estacional. La actividad reproductiva es primariamente regulada por el fotoperíodo, pero también por la nutrición y el clima (principalmente la temperatura). Alrededor del mundo la mayoría de las yeguas sufren la actividad del ciclo sexual durante la primavera y el verano (estación de cría), y solamente algunas yeguas son reproductivamente activas durante el invierno (estación de anestro) Al alargarse los días en la primavera temprana las actividades ováricas son gradualmente estimuladas. En las zonas tropicales las yeguas son activas todo el año.

Muchas yeguas no ciclan durante todo el año…

Durante la primavera, en la transición del anestro a la estación de cría el desarrollo folicular puede ser irregular, con folículos desarrollándose y regresando por algún tiempo (semanas a meses). Eventualmente, el desarrollo folicular culmina en la primera ovulación de la estación. Siguiendo esto, las yeguas generalmente continúan teniendo ciclos ovulatorios regulares. El porcentaje de yeguas que ovula decrece generalmente durante el otoño y solamente un pequeño porcentaje de yeguas continúa ciclando durante el invierno.

Mas información de los Aspectos reproductivos de la yegua

Fases del ciclo estral de la yegua

El ciclo estral es definido como una secuencia repetitiva de eventos que preparan a la yegua para la concepción.

Se puede dividir en 2 fases:

1. Estro o fase folicular: El estro es el período durante el cual la yegua es sexualmente receptiva al padrillo y el tracto genital es preparado para aceptar y transportar espermatozoides también ocurre la ovulación. Durante el estro, el folículo dominante se desarrolla y secreta estrógenos los que inducen la receptividad sexual; la ovulación ocurre aproximadamente 24-48 hs. antes de finalizar la receptividad sexual.

Lee más del celo de la yegua

2 Diestro o fase luteal: El diestro es el período durante el cual la yegua no es receptiva al padrillo y el tracto genital es preparado para aceptar y nutrir la concepción. Después de la ovulación la estructura folicular desarrolla en un cuerpo luteo (CL) el cual secreta progesterona; causando que la yegua repela los avances sexuales del padrillo. El período durante el cual el CL secreta progesterona es llamado período luteal o fase diestral del ciclo. La finalización de la fase luteal es marcada por la regresión del CL. (luteolisis) 14-15 días después de la ovulación o principio del estro 1-2 días más tarde.

ciclo estral de la yegua

El período que transcurre entre el final del anestro fisiológico y el inicio de la estación reproductiva es llamado período de transición. En esta etapa la receptividad sexual (estro) en la mayoría de las yeguas es errático. Las yeguas aceptan al semental durante períodos que pueden durar hasta 20 días, pero sus ovarios muestran un pobre desarrollo folicular y generalmente no hay ovulación, por lo que no son calores fértiles. Esta es la razón del porqué la mayoría de los servicios o inseminaciones en esta etapa son infructuosos y los índices de concepción muy bajos o nulos.

transicion del cilo estral de la yegua

Duración del ciclo estral en la yegua

La definición clásica del ciclo estral considera que es el intervalo cíclico desde que comienza un estro hasta el comienzo del próximo. Una definición más precisa dice que es el período entre 2 ovulaciones que coincide con el estro y la baja concentración de progesterona. El comportamiento estral se traduce en cambios graduales a través de los días, la ovulación ocurre en un corto tiempo (minutos) y se detecta por palpación rectal, ultrasonografía o análisis de progesterona.

La ovulación diestral no representa el punto final del ciclo. Yeguas con ciclos regulares pero que no demuestran el típico comportamiento relacionado al estro (celo silente) tienen concentraciones de progesterona menores durante el tiempo de ovulación. El promedio de duración del ciclo estral es de 21 días.

Las desviaciones de la duración de la fase luteal son usualmente varios días  y están generalmente  asociadas  con  desórdenes  uterinos, causando regresión prematura del CL a través de la secreción de prostaglandina (PG), o son asociadas con la persistencia del CL.

La duración de la fase folicular es primariamente influída por la estación pero también existen variaciones individuales, por la cría y el estatus folicular en la finalización del estro. La duración promedio del estro es de 2-12 días y el diámetro del folículo en el primer día del estro es menor al folículo que ovulará.

Los ponies tienen un mayor ciclo estral que los caballos (promedio 25 días) y el burro (26 días).

Figura 3: Hormonas del ciclo estral de la yegua

Hormonas del ciclo estral de la yegua

Como manipular el ciclo reproductivo e influir en la ovulación?

Uso del fotoperiodo artificial

La estacionalidad es una estrategia que utilizan los equinos para asegurar el nacimiento de los potros durante los meses con mejor disponibilidad de alimento y condiciones climáticas, y así garantizar la sobre vivencia de sus crías. La yegua es un animal poliéstrico estacional de fotoperiodo largo, presenta ciclos estrales continuos durante los meses con mayores horas luz (marzo a septiembre) en el hemisferio norte y de octubre a febrero en el hemisferio sur.

 La gestación dura 345 días, lo que significa que el parto se presentará hasta el siguiente año durante los meses de primavera y verano, asegurando un buen aporte tanto proteico como calórico a la madre para una buena producción láctea. Sin embargo, hasta el 30% de las yeguas pueden seguir ciclando todo el año, esto ocurre por lo general en yeguas criollas o en animales que viven cerca del ecuador.

La estacionalidad es utilizada por los animales para poder sincronizar sus ritmos endógenos con el mundo exterior. Sin embargo, también existen otros factores que la hembra toma en cuenta para determinar su primera ovulación del año y comenzar con sus ciclos estrales. Dichos factores son: fotoperiodo, señales metabólicas, temperatura y humedad ambiental.

El fotoperiodo está marcado por la foto-inducción, la cual está genéticamente programada para responder a cambios en la duración o disminución de las horas luz. Aunque existe otro proceso indispensable para responder o no a la señal luminosa existente; que es la refractariedad. Dicho evento se refiere al periodo en que el animal es capaz de dejar de responder al fotoperiodo existente (corto o largo), esto es debido a que los genes reloj están programados para dejar de activarse después de determinado tiempo bajo el mismo fotoperiodo.

El mecanismo mediante el cual es decodificada la señal luminosa se inicia en la retina que capta los fotones, esta señal es enviada al núcleo supraquiasmático en el hipotálamo. Este actúa como marcapasos circanual, transmitiendo los patrones luminosos a la glándula pineal, la cual es responsable de la secreción de melatonina durante las horas de obscuridad, dicha secreción es interpretada a través de otra hormona llamada Kisspeptina que sirve de intermediaria para llevar el mensaje al hipotálamo para que regule su secreción de GnRH y así la glándula pituitaria secrete a su vez la FSH y LH (Figura 4).

Figura 4. Esquema del control de la estacionalidad en la yegua.

estacionalidad en la yegua

Es labor de un buen veterinario conocer a la perfección el ciclo de ovulación de la yegua, para de este modo poder influir en el, con la finalidad de mejorar las tasas reproductivas de un animal o de varios.

Los siguientes métodos son utilizados actualmente para inducir a una actividad sexual fértil en las yeguas madres.

1- Luz artificial para inducir la ovulación de la yegua

Es sabido, desde los primeros tiempos, que el aumento de las horas luz por medios artificiales produce la transición del anestro a la etapa de ciclos fértiles regulares.

Los equinos como la mayoría de los animales poseen lo que se denomina “reloj biológico”. La exposición a 14 – 16 horas de luz pone en marcha el reloj biológico para la actividad de días largos o de tiempo estival. Luego de varios estudios se ha llegado a la conclusión que lo más practico es la extensión del día luego de la puesta del sol.

Para lograr esto se colocan las yeguas en corrales iluminados. Las yeguas son colocadas en estos corrales por la tarde controlando el encendido de las luces por medio de células fotoeléctricas o de timers. Luego de 2,5 horas (o las que fuesen necesarias para completar las 16) las luces se apagan y las yeguas deben volver a sus potreros. Si este método es puesto en práctica en Enero, algunas yeguas comenzaran a ciclar al principio de la temporada reproductiva.

Con respecto a la luz, cualquier forma es efectiva, ya sea fluorescente o incandescente de 100 o 200 watt.

Señales metabólicas del ciclo estral de la yegua

Para asegurar que la yegua este ciclando durante la época de fotoperiodo largo es necesario que tenga una buena  condición corporal de la yegua de por lo menos 3 en la escala de 5. Las señales metabólicas de mayor importancia son la concentración de leptina sérica (secretada por los adipocitos), ácidos grasos y glucosa en la circulación sistémica.

 Uso de productos hormonales para inducción la ovulación de la yegua

 Las hormonas que se utilizan en el manejo reproductivo durante la época ovulatoria son las siguientes:

 1- Factores liberadores de gonadotropinas (Gn-RH) en la yegua

el factor liberador de gonadotropinas (0,004 mg. de Buserelina) ha sido utilizado para estimular el ciclo estral, aunque los resultados son muy pobres si se los compara con los obtenidos por medio de la iluminación artificial. Por ello se utilizan en forma complementaria.

Lo que sucede es que las dosis elevadas no son fisiológicas y pueden ocasionar una supresión de la liberación de las gonadotropinas endógenas. Suelen ser más efectivas dosis menores a intervalos de 24 horas.

Actúan induciendo la ovulación de 36-40 horas posteriores a su aplicación, útiles en la programación del servicio recomendándose su aplicación 24 horas antes del mismo cuando se observe la presencia de un folículo >35 mm y edema endometrial.

2- Progestágenos en la yegua

Hormona esteroidal producida por el cuerpo lúteo de utilidad en la supresión de estros, sincronización de estros y mantenimiento de la gestación. El altrenogest es el progestágeno más utilizado junto con el estradiol y sirven para sincronizar estros y ovulación en las yeguas. Se administra vía oral durante 9 a 12 días a una dosis de 0.044 mg/kg junto con 17B-estradiol 10 mg/días el cual se aplica vía intra muscular. En el último día se puede utilizar PGf2alfa para asegurar la destrucción de  cualquier  cuerpo  lúteo  que  puedo  formarse  en  los  primeros  días  del tratamiento.

La progesterona (P4) natural de cerdo inyectable (muy irritante) o los progestágenos orales (27,5 mg. de Allyltrembolona) diariamente durante unos 10 días, impide la liberación de gonadotropinas. Luego de suprimir la administración de este compuesto, las gonadotropinas acumuladas son liberadas a la circulación y de esta forma se inicia la actividad sexual cíclica (generalmente de 3 a  4 días posteriores a la finalización  del tratamiento). También se utilizan implantes de progestágenos que duran 15 días o factores de liberación durante 30 días.

Las yeguas más aptas para este tratamiento son las que se encuentran en la etapa de transición o las que presentan celos prolongados durante la primavera, no obteniéndose resultados confiables en las yeguas con anestro profundo.

Además hay que estar seguro de que la yegua no haya ovulado al comenzar el tratamiento porque al finalizar el mismo nos vamos a encontrar con que no hay folículos.

3- Prostaglandinas (Pg) en la yegua

Las prostaglandinas son Agentes luteolíticos derivados del ácido araquidónico que provocan la regresión funcional y morfológica del cuerpo lúteo, algunos de ellos como el cloprostenol pueden ser utilizados como promotores de la contractilidad miometrial produciendo contracciones de baja amplitud hasta por 5 horas. En el caso de su efecto luteolítico deben ser utilizados por lo menos 5 días después de la ovulación y en el caso de su efecto ecbólico no deben ser administrados en las 12 horas antes ni posterior a la ovulación.

Las prostaglandinas naturales (5 mg. de Dinaprost) o las sintéticas (250 a 500 microg. de cloprostenol, 0,150 mg. de Tiaprost) son altamente efectivas para inducir a la actividad sexual a las yeguas acíclicas como consecuencia de la persistencia de un cuerpo lúteo.

Aquellas yeguas que poseen una concentración plasmática de progesterona superiores a 1 ng/ml. (las mas confiables son las que poseen más de 4 ng/ml.) y las que poseen un cuerpo lúteo maduro (de más de 5 días) son las que responden con más seguridad al tratamiento con prostaglandinas.

La persistencia del cuerpo lúteo refleja una variación en el ciclo, más que un verdadero estado de aciclia. Los altos niveles de progesterona producen un efecto similar a los de la administración oral de Allyltrembolona. Si el bloqueo dura más de 10 días, las vías hipotalámico-hipofisiaria-ovárica se encuentran mejor preparadas por lo que la respuesta a la administración de prostaglandina será superior. La yegua por su anatomía tiene la particularidad de ser mas sensible que la vaca a la Pg.

Descarga ciclo estral de la yegua en PDF

Vídeo del ciclo estral de la yegua

Artículos de ciclo estral

Suscribete gratis por correo y recibe toda nuestra informacion

Mas informacion 

 

Summary
Review Date
Author Rating
51star1star1star1star1star