Pollos de engorde

Estrategias de alimentación para el control de la salud intestinal en pollos.

Estrategias de alimentación para el control de la salud intestinal en pollos.

Estrategias de alimentación para el control de la salud intestinal en pollos.

Estrategias de alimentación para el control de la salud intestinal en los pollos.

Existen varios grados de producción libre de antibióticos (ABF) ya sean por las agencias gubernamentales, por las cadenas minoristas enfocadas en Estrategias de alimentación para pollos o decisiones por parte de las compañías de pollos de engorde.

Parece muy improbable que los pollos se desarrollen continuamente sin usar antibióticos, pero debemos tener una tener una tendencia al no usarlos, podemos reemplazarlos por tratamientos dirigido a los desafíos bacterianos que se vayan presentando.

En la actualidad existen diferentes escenarios ABF, un ejemplo es la eliminación de los promotores de crecimiento o la eliminación de cualquier aditivo en las dietas, las producciones más desafiante a la fecha tienen una dieta sin promotores de crecimiento anti-coccidianos.

Microflora intestinal en pollos de engorde.

Todas las infecciones tanto bacterianas como parasitarias (coccidia) en el tracto gastrointestinal amenazan de forma permanente a los pollos de engorde ya que estos patógenos influyen en tener una buena digestión a por el contrario desarrollar una indigestión que al final afecta a la salud de las aves. 

El principal obstáculo en las estrategias de alimentación en pollos de engorde es la de no conocer con precisión la microflora en las aves sanas, actualmente el balance del tracto intestinal se maneja con el uso de anticoccidianos y con los promotores de crecimiento.

Las técnicas de cultivo que se usan convencionalmente solo consiguen aislar e identificar en promedio el 60% de las bacterias del intestino. Nuevas técnicas son necesarias si queremos seguir adelante y comprender la microflora y su respuesta a los tratamientos, como lo es la técnica basada en huella de ADN de microbios.

El intestino de los pollos al nacer son desprovistos de microbios, por esta razón los primeros colonizadores predominaran de forma muy rápida, el alimento sin digerir ayuda al crecimiento microbiano dentro del intestino grueso y ciego, si en el peor de los casos hay presencia de patógenos, causara problemas en el pollito.

“Nurmi“ es el nombre de un concepto usado estrategias de alimentación para pollos, el cual  tiene como objetivo la manipulación microbiana en el intestino con la ayuda de la introducción de organismos no patógenos. Gracias a la exclusión competitiva bacteriana previene la colonización de especies patógenas.

Hay registros donde al retirar lo antibióticos promotores de crecimiento los pollos presenta incidencia de enteritis necrótica (NE), en Europa por ejemplo suele suceder por que las dietas constan con un cereal predominante que es el trigo (los clostridios colonizan más rápido en dietas que contienen más de 20% de trigo).

Es obvio que el manejo en la alimentación temprana en el animal puede tener un efecto importante en la digestión de los pollos de engordes jóvenes.

Digestión temprana en pollos de engorde.

Los pollos jóvenes tienen una digestión limitada, debido a que no generan enzimas digestivas tan complejas como los adultos. La situación se complica por el cambio de nutrientes presentes en la yema y la albúmina a la de los carbohidratos, lípidos y proteínas que se encuentran en las dietas de los concentrados.

Cuando hablamos de alimentación temprana nos referimos a los primeros 10 días de vida del animal, el crecimiento y desarrollo de los pollitos es rápido durante los primeros días de vida, esto puede mejorarse al utilizar dietas de pre-inicio especializadas. La función de estas dietas es la de ayudar a acostumbrar al pollito a la digestión de sustratos más complejos.

La actividad de las diferentes enzimas decrece durante la primera semana, pero hay un aumento en las células secretoras en el intestino. Otro requisito para tener una buena digestión en las aves es el desarrollo del epitelio intestinal, las vellosidades y las micro vellosidades intestinales.

Los patógenos, toxinas vegetales y las micotoxinas generan retraso en el desarrollo de las microvellosidades. Es muy importante elegir dietas con ingredientes que sean altamente digestibles y libres de toxinas naturales con el fin de brindar un buen desarrollo inicial al intestino.

El ácido butírico, es importante para el desarrollo de las vellosidades. El epitelio se desarrolla en el interior de las microvellosidades, estas secretan moco que cumple la función de barrera contra la colonización patogénica, además  ayuda a la auto-digestión por enzimas digestivas del ave, Hay bacterias capaces de romper esta barrera y colonizar. Heliobacter pylori (Causa úlceras gástricas en los humanos) es un ejemplo de lo anterior.

En pollos con 7 a 10 días de vida se puede observar una reducción del 10% en la Energía Metabolizable Aparente (AMEn) así como tambien en la digestión de aminoácidos. Durante el periodo crítico (2-5 días de edad), la digestión puede estar por debajo del 15% esperado..

Los nutrientes no digeridos en los sistemas ABF producen sobrecrecimiento microbiano. son desconocidos los requerimientos de aminoácidos para los clostridios (En cultivos usan altos niveles de lisina y serina).

Los clostridios son bacterias anaeróbicas proteolíticas, por esta razón cualquier proteína o  exceso de nitrógeno cerca del ciego, contribuye a su crecimiento. La formulación de alimentos de pre-inicio especializado tienen como objetivo corregir las deficiencias en la digestión, limitando los nutrientes y la cantidad tanto de proteína como de aminoácidos que no son digeridos o absorbidos, para aumentar el crecimiento inicial y mejorar la uniformidad del crecimiento.

Alternativas a los antibióticos en dietas para pollos de engorde.

El uso de promotores de crecimiento se basan en que son efectivos independientemente de la dieta o el ambiente. Es más trabajoso seleccionar productos alternativos, cuya eficacia depende continuamente de cambios en la producción para apoyar la acción de estos productos.

Los alimentos de pre inicio con alta digestibilidad son un ejemplo de teoría usual necesaria en apoyar los sistemas ABF. Otra cosa a tener en cuenta es que en cualquier estrategia ABF tiene que aceptar la vacuna contra coccidios teniendo a la nutrición como apoyo.

Todo cambio en la dieta tendrá un impacto sobre la población microbiana, tenemos como ejemplo los efectos que tiene el cambiar de dieta pre inicio a engorde principalmente por el cambio de la presentación de la dieta (tamaño del pellet) y el tránsito en la flora microbiana. En caso de usar promotores de crecimientos, los efectos serán mínimos, en comparación con los sistemas ABF en los cuales los efectos no están documentados.

En la medida de lo posible es importante el no realizar cambios en la dieta, ya sea en los ingredientes, los nutrientes o la textura, ya que todo esto influyen en la microflora presente en el intestino.

La mejor posibilidad para un confort a largo plazo en la microflora del intestino puede ser los probióticos. Son muy conocidos y comprendidos, pero no existe un producto que pueda ser usado de manera universal en todos los escenarios que se puedan presentar.

Hay que tener en cuenta el momento de la aplicación pues, hay casos en que los pollitos tienen una microflora ya establecida, por lo cual hay mayor dificultad en que el probiótico se establezca como la especie predominante.

La inclusión de  enzimas exógenas  es otro factor que podemos tener en cuenta pues maximizar la digestión y limita el flujo de nutrientes al intestino grueso y al ciego.

Las proteasas tienen un mayor potencial, por que permite reducir la proteína bruta de las dietas y reducir el nitrógeno el cual puede ser usado como alimento para el crecimiento de bacterias proteolíticas Clostridium en el  intestino grueso y ciego.

Los nutricionistas tienen un papel importante en el apoyo de los sistemas de producción ABF en pollos de engorde. El ecosistema presente en el intestino puede ser apoyado con dietas altamente digestibles para que la cantidad de proteína y aminoácidos que llegue al ciego sea mínima.

Los aditivos como el ácido butírico son usados como suplementos para ayudar al desarrollo de las vellosidades intestinales. Son añadidos directamente en las dietas o obtenidos de la fermentación de fibras solubles. 

Un paso necesario es el control de coccidias con el uso de vacunas y la selección y posterior monitorización de alternativas a los antibióticos.

Artículos relacionados

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.