Ensilaje

Que es el ensilaje

El ensilaje se puede definir como una técnica por medio del cual se realiza la conservación de un forraje por vía húmeda, siendo diferente al el Heno que se hace a través de la henificación consistente en una deshidratación.

El ensilaje es un método para conservar forrajes húmedos mediante procesos fermentativos, con la formación de ácidos orgánicos que bajan el pH hasta niveles a los cuales la actividad de los microorganismos se detiene y el producto resultante se puede conservar durante varios años.

Es la práctica más utilizada para conservar alimentos fibrosos en países templados es el ensilaje. Tanto los pastos como cercales, principalmente maíz, son ensilados para disponer de alimento fibroso durante el invierno.

 La actividad de las bacterias requiere de azúcares rápidamente fermentables y esta es una de las limitantes para el ensilaje de pastos en nuestras condiciones, debido a que tienen un contenido muy bajo de estos compuestos. En cambio, el maíz y el sorgo tienen altos contenidos de almidón en los granos que pueden utilizados por las bacterias.

Al cosechar las plantas y colocarlas en el silo se inicia la primera fase en presencia de oxigeno (anaeróbica), la cual se debe reducir al máximo. Ello se consigue en la práctica cortando finamente las plantas, llenando rápido el silo, compactando bien la masa vegetal y sellando lo mejor posible el silo. En la segunda fase (anaeróbica) sin la presencia de oxígeno.

Se producen y acumulan los ácidos orgánicos hasta que su concentración detiene la actividad de los microorganismos. Este proceso dura entre 2 y 3 días bajo condiciones adecuadas.

Su uso en paises latinoamericanos es escaso y se restringe a sorgo y maíz para ser utilizados en épocas con limitaciones de pasto. Sin embargo los excedentes de pastos en la época de lluvias también son utilizados en otros países tropicales para complementar la alimentación de las vacas durante épocas seca.

Calidad del ensilaje

 La calidad del silo depende de la calidad del material cosechado y del proceso de ensilaje y hay parámetros para evaluarla, pero no son de uso a nivel de finca.

Un ensilaje se considera de mala calidad si tiene un pH mayor de 4.9. Más de 2.3 % de ácido butírico y el nitrógeno amoniacal constituye más del 23 % del nitrógeno total. Sin embargo, mediante el olfato se pueden detectar algunas de estas características: olor a amoniaco u olor desagradable según el tipo de fermentación.

Le puede interesar Metabolismo de lipidos en el ganado

Un buen ensilaje tiene un olor agradable, pero si la fermentación es defectuosa puede tener olor a vinagre (fermentación acética), a mantequilla rancia (fermentación butírica), a basura (fermentación putrefacta) o a moho. El  consumo disminuye con las fermentaciones acética y butírica y el alimento es rechazado por el animal en los dos últimos casos.

Como se realiza un correcto ensilaje 

El proceso para ensilar es muy sencillo. Pero exigente en maquinaria y mano de obra, factores que limitan su uso. Hay varios tipos de silos, variando mucho su complejidad y costo. El más simple consiste en acumular el material en el suelo o en un piso de concreto, compactar las capas de material con un tractor y luego cubrir con una lámina de plástico.

Leer  Suplementación con fuentes de proteína sobrepasantes

Otro bastante sencillo es el silo búnker, el cual consta de dos paredes laterales para evitar la dispersión del material al compactarlo. El plástico para cubrirlo a aumentado mucho de precio en los últimos años y una alternativa obviar su uso en silos pequeños para explotaciones de pocos animales consiste en cubrir el silo con una capa compacta de ladrillos, los cuales son reutilizados cada año.

El picado fino del material es importante y se logra manteniendo bien afiladas las cuchillas de la repicadora y colocando todas las cuchillas a la misma. Generalmente las cosechadoras repicadoras traen tres cuchillas y se pueden elevar a seis para conseguir un tamaño de partículas de 7 mm adecuado para el ensilaje.

Con partículas de mayor tamaño también se puede ensilar, pero la calidad es inferior. En años recientes se ha utilizado en el país cl ensilaje al vacío, el cual tiene la ventaja de no requerir infraestructura y producir un ensilaje de alta calidad debido a la reducción de la fase aérobica.

Le puede interesar  Uso de la Cascarilla de Soja en la alimentación animal

Consiste en extender una lámina de plástico, colocar el pasto picado sobre el mismo y a un tercio de la altura estimada colocar un tubo perforado para extraer el aire. Se cubre el silo con otra lámina de plástico y se unen y sellan los bordes de ambas láminas con calor. Luego se extrae el aire con un compresor a través del tubo de plástico perforado y se sella para dar inicio al proceso de ensilaje.

Otra práctica que puede ser costosa, es el uso de aditivos estimulantes o inhibidores de la fermentación. Los más usados en nuestras condiciones son los estimulantes de la fermentación, mediante la incorporación de fuentes ricas en azúcares, tales como la melaza o las harinas de cereales.

El sorgo y el maíz son bajos en proteina y en países templados se recomienda suplementarlos con amonio o urea a fin de mejorar su calidad proteica. Los altos contenidos de azucares de las gramíneas en esas condiciones permiten hacer un uso eficiente del nitrógeno para la síntesis de proteina microbiana Sin embargo, en nuestras condiciones aumenta el contenido de nitrógeno del ensilaje, pero también aumenta el contenido de amonio, el pH y disminuye la calidad del ensilaje, posiblemente por los bajos contenidos de azúcares fermentables.

Resultados obtenidos con el uso de ensilajes

En el Cuadro 6.1 se presentan los resultados de un ensayo donde se observa este efecto. Se siguieron las dosis recomendadas en climas templados de 4.5 kg de urea por tonelada de maíz fresco y se puede observar que las características del ensilaje desmejoraron. A pesar de la mayor concentración de proteina cruda en el ensilaje con urea, las ganancias de peso fueron similares a las del tratamiento control sin urea.

Animales en Crecimiento

Los ensilajes son poco utilizados en animales en crecimiento y su uso es aún menos frecuente en becerros lactantes. En estos animales se recomienda forraje fresco o heno de buena calidad, pero resultados obtenidos en Cuba señalan que los consumos y las ganancias de peso con ensilajes de pasto son similares a las obtenidas con forrajes frescos (Cuadro 6.2).

Los becerros recibieron los alimentos fibrosos entre los 10 y 70 días de edad y a esta última fueron destetados. La oferta de leche entera (4 kg/día) y concentrado (ver cuadro) fue generosa y se concluye que en esas condiciones es factible utilizar ensilaje en lugar de forraje fresco.

Leer  Forraje verde hidróponico para animales

En animales después del destete también se han realizado comparaciones entre las ganancias de peso de animales estabulados o en pastoreo suplementados con ensilaje, forraje fresco y los resultados han sido bastante similares. En el Cuadro 6.3 se presentan unos resultados en este sentido con animales Holstein x Cebú al destete (90 días) y recibiendo todos 1 kg/día de concentrado y Pangola pastoreada, cortada, henificada o ensilada.

Las ganancias de peso obtenidas con ensilajes solos son muy variables dependiendo de algunos factores del alimento como la calidad del material cosechado y del proceso del ensilaje. La calidad del ensilaje es igual o inferior a la calidad del pasto cosechado que le dio origen. Si el pasto cosechado es muy viejo.

La calidad del ensilaje resultante será baja y el animal puede perder peso. Si el pasto es joven, las ganancias de peso pueden ser tan altas o del ensilaje fue bueno. Pero si el proceso fue defectuoso, su consumo es limitado y las ganancias son bajas. En todo caso la respuesta animal aumenta con la suplementación con concentrado.

Le puede interesar  Ensilaje de frutas mediante el proceso salino

En el Cuadro 6.4 se presentan los resultados de un trabajo donde mautes de 200 kg eran alimentados con ensilaje de maíz mezclado con 17 o 34 % de concentrados elaborados principalmente a base de harina de maíz o de pulpa de cítricas.

En el nivel bajo de concentrado su consumo fue de unos 700 g/día y las ganancias fueron cercanas a los 400 g/día y al aumentar su proporción en la dieta, las ganancias llegaron a los 800 g/día. Se puede estimar que los incrementos en las ganancias de peso por kilogramo de concentrado consumido son similares a las obtenidas con pastos, de unos 250 g.

Uso de ensilaje en Vacas Lecheras

La información con pastos ensilados en el país es escasa y en su defecto se presentan valores obtenidos en Cuba en la década del setenta e inicios del ochenta con animales cruzados de Holstein por Cebú, los cuales constituían parte de la población bovina lechera.

El sistema utilizado es similar al europeo, el cual consiste en cosechar los excedentes de pasto de la época lluviosa y almacenarlos ensilados para su posterior uso durante los meses secos. Los pastos utilizados son los mismos empleados en el pastoreo de las vacas, guinea: bermuda; Pangola; etc., y le agregan 20 a 40 kg de melaza por tonelada de pasto al momento de ensilarlo.

El ensilaje de pasto como único componente de la dicta base sostiene niveles de producción de leche inferiores a los del ensilaje más pastoreo restringido por 2 a 4 horas diarias.

Ello se puede apreciar en Cuadro 6.5, donde se  presentan los resultados de una prueba comparando las producciones de leche de animales suplementados con 3 kg/día de concentrado recibiendo tres dietas fibrosas distintas: (S) ensilaje de Pangola, (S+PR+H) ensilaje más 4 h/día de pastoreo restringido en Pangola más 3 kg día de heno y (PR+F) 4h día de pastoreo restringido más forraje de Pangola ofrecida en un corral.

El pastoreo restringido aumento la producción de leche de los animales recibiendo ensilaje y esta fue similar entre los animales con pastoreo restringido más ensilaje o forraje de corte. En este y los siguientes trabajos cl pastoreo restringido es en la época seca y en potreros sin fertilización ni riego. Otro factor a considerar en el pastoreo restringido es la oferta de pasto.

En otra prueba con 3 ofertas limitadas (restringidas) de pasto se observó que ha medida que esta aumenta la respuesta animal mejora y el consumo de ensilaje disminuye (Cuadro 6.6). Las ofertas están expresadas en porcentaje del peso de la vaca (kg MS de pasto por 100 kg de peso del animal) y cl máximo ofrecido fue de 2.5 %. Si se asume que la utilización del pastizal es del 50 %, se requiere una oferta mínima de 5 a 6 %, para alcanzar los niveles normales de consumo de pasto de 2.5 a 3 % del peso del animal.

Summary
Review Date
Author Rating
51star1star1star1star1star